Nuestra boda.

Daisypath Wedding tickers

viernes, 22 de mayo de 2009

Cumpleaños, cambio de piso, anillo y fin de las vacaciones.

Pues eso, que antesdeayer cumplí los 26 (yo soy Melina, jeje). Elena me sorprendió pidiéndome que me casara con ella con anillo de pedida con diamante incluido. ¡¡¡Es precioso!!! Prometo colgar fotos. Tengo mucha suerte, ahora ya tengo dos diamantes: uno en el dedo y otro a mi lado.

Por otro lado, ya estamos casi metidas en el piso nuevo. Ayer fue un día de locas. Por la mañana cita con el director del banco para hacer número de la nueva hipoteca. Nos habían dicho que ahora los bancos no dan dinero, que cuesta mucho que te den el 100%, que una cosa, que la otra... Pero, para nuestra alegría, llegamos, hablamos, hicimos número... y ¡estamos casi dentro!

Después de eso nos fuimos a "nuestro banco". Elena tenía que retirar su plan de pensiones (como ya es pensionista...) y a que nos hicieran un cheque para la paga y señal del piso nuevo. Total, que entre el cachondeo (hay confianza con la chica del banco) y el apretale para que nos mejorara la oferta del otro banco para la nueva hipoteca, nos da el cheque y nos dice que para cancelar el plan de pensiones tiene que ser desde central, que ella lo pasa y volvamos el viernes que viene. Ah, y que ellos nunca dan el 100%. Así que... nada de nada.

Bueno, a todo esto ya eran las dos y media de la tarde, de manera que volvemos a casa para comer. Yo me había dejado el movil en casa porque no tenía batería, para variar. Llego y me encuentro un mensaje del chico de la asesoría que nos vende el piso nuevo. Le llamo. Está cerrado.

Mientras comíamos Elena y yo rezábamos para que no pudiese atendernos esa tarde... jeje. Estábamos muertas. Yo con la tontería de los nervios me desperté a las 3 de la mañana... y no pude volver a dormir. Total, que a las 16 llamo a la asesoría y me dice que era para confiarmar si habíamos quedado a las 17 o a las 7. Le digo que a las 17 pero que si prefería ibamos a las 19 ( y así nos echábamos una siesta, pensé yo). Pero no, le iba mejor a las 17. Así que... hartas de autobús, cogimos el coche y para allá que nos fuimos.

No voy a decir mucho sobre el propietario de la asesoría, (que no era el chico que nos había atendido durante las 2 visitas que hemos hecho al piso y las múltiples llamadas para tratar de la venta), sino el jefe jefe, y además el padre del chico (pobre criatura). Para resumir: es la cosa más prepotente que me he encontrado en el mundo. Sólo apunto una de sus perlas: después de leernos el contrato, le dice al hijo que se vaya a hacerlo bien y que ahora vuelva y lo firmamos. A la vuelta, cuando tenía que firmar, mira por un lado y por el otro el documento y le dice: ¿Me puedo fíar de firmar esto o no?. ????????????. Pobre hijo...

Bueno, la cosa es que nos cuenta todo el rollo, nos cuenta media vida suya mientras vienen los papeles (todo un alarde de prepotencia sesentona de terrateniente de pueblo de la postguerra inaguantable) y, cuando llegan los papeles, le damos el cheque... ¡ Y NOS LO HABÍAN DADO SIN FIRMAR!. Total, que todo el rato para nada. Llamamos a la oficina, pero no estaban (horario de verano). Así que nos marchamos con el acuerdo de ir esta mañana al banco, que nos lo firmaran y volver a la asesoría para que nos dieran la copia del contrato.

Salimos de allí agotadas, de mal rollo (por el tipo ese) y Elena mosqueada porque dice que es un baboso porque me había mirado las tetas dos veces (yo no me di cuenta, pero ella sí, jeje). Total, que coincidimos en que si hubiese sido él quien nos enseñara el piso, seguramente no lo habríamos comprado... Así estábamos cuando llegamos a casa y Ona había hecho caca y la tenía esparcida por todo el comedor... Elena se puso a gritarle como una posesa, la perra se quedaba quieta pero al poco tiempo movía el rabo y Elena se mosqueaba más... Total, que toda la alegría de la mañana se volvió desilusión y malestar por la tarde.

Y entre todo esto, a mi se me acaban hoy las vacaciones (trabajo el fin de semana) y Elena está triste, y yo también.

Si todo va bien, para finales de Junio estamos en el piso nuevo.
Seguiremos contando.

Besos y abrazos.

7 comentarios:

  1. Babosos como ese, por desgracia, hay a montones.
    Somos tontas, porque en lugar de callarnos tendríamos que decir,... Qué haces mirándole el pecho a mi mujer, Cerdo!
    Eso no hubiera pasado si Elena fuera un hombre, eso seguro.
    En fin chicas, esto es asqueroso, como siempre, a ver si tenéis suerte y conseguís prontito vuestro nuevo pisito.
    Muchos besitos para las dos,
    Mari e Inma

    ResponderEliminar
  2. Bueno chicas, dejad a un lado las cositas malas y a por las buenas! Piso nuevo, nuevas ilusiones........ Enhorabuena por la hipoteca jejej los bancos hoy en cía no dan ni las gracias.
    Besitos

    ResponderEliminar
  3. Antes de nada FELICIDADES, POR EL CUMPLE Y LA PEDIDA DE MANO....
    Deseamos que se arregle todo lo del pisito y despues a disfrutar de todo.

    ResponderEliminar
  4. Yo creo quelas cosas buenas que os pasan ganan a las malas. Así que a disfrutar de todo!!! y enhorabuena por el nuevo hogar y el nuevo compromiso

    ResponderEliminar
  5. Es una noticia fabulosa el que os vayais a casar y lo del cambio de piso.
    Ni caso al tío de la inmobiliaria,no vale la pena ni enfadarse.
    Ahora a disfrutar de los cambios,lo mereceis,
    besitos

    ResponderEliminar
  6. HOLA CHICAS, OS DEJO LINK CON NUESTRO NUEVO BLOG QUE POR FIN NOS HEMOS DECIDIDO.
    SALUDOS.

    http://2mamis-valencia.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  7. Hola chicas,
    Que tal estáis?? hace tiempo que no sabemos nada de vosotras.
    Cómo va lo del pisito???
    Bueno, esperamos que todo haya ido bien, esperamos noticias vuestras.
    Besitos,
    Mari e Inma

    ResponderEliminar